Elec-Vap

Durante el año 2018 comenzaría el auténtico reto de aceptar todo un trabajo de rebranding para Elec-Vap.

Como contexto, Elec-Vap contaba con una amplia selección de más de 50 líquidos diferentes, y todos estaban etiquetados con la misma etiqueta blanca y la fruta o alimento en el que basaba su aroma.

El dueño deseaba darle un aire diferente, más caótico y la vez llamativo, una solución que le permitiera tener un packaging que llamara la atención
allá donde esté pero que a la vez le permitiera incluir todo el texto legal que debía llevar el producto y, como guinda del pastel, deseaba que los packaging no revelaran el aroma del líquido, sólo debía dar una idea abstracta.

Tras un briefing de días en los que se describía cada olor, se llevó acabo un largo proceso creativo para hacer cada etiqueta única, dotar a cada líquido de una personalidad propia para que conectaran así con el público y éste lo acogiera como distintivo.

Aquí están las primeras 11 que surgieron:

Durante el tiempo que estuvimos trabajando juntos también hice diseños para sus redes, entre ellos el post para uno de sus concursos.

A lo largo del verano se realizaron los 50 diseños + 5 más de los nuevos sabores introducidos esa temporada.

El público dio muy buena acogida a todo el cambio de imagen de la marca y posteriormente se plantearía una nueva línea de etiquetas, también diseñadas por mí, con una distribución diferente pero sin romper con la anterior línea.

Adrián Vereda

A mediados de 2019, mi buen amigo Adrian y yo nos sentariamos para abordar una tarea, hoy en día indispensable, para todo actor que se precie: Su marca personal.

En primera instancia, él contaba con una muy buena presencia en redes, buenos contenidos subidos de manera constante, hablando tanto de su trabajo como de su formación y también mostrando facetas personales suyas, como sus aficiones (entre ellas su auténtica pasión por los cómics) y sus gustos musicales. A todo esto se sumaba su reciente actuación en una conocida serie de Atresmedia y sus numerosas apariciones en distintas obras, lo que hizo su rostro aún más conocido.

Utilizando wordpress le creé un blog donde él mismo pudiera publicar contenido sobre su marca de forma periódica, como información sobre los rodajes en los que trabaja, galas y certámenes a los que asiste, nominaciones a premios, etc.

Y al mismo tiempo que le sirviera de galería de sus sesiones fotográficas, clips suyos y videobooks, todo siguiendo las pautas de un estilo acorde a sus valores, tanto como profesionales, como personales. Surgiendo así su página web.

Además de eso, trasladamos todo este estilo a sus redes sociales y se harían unas tarjetas de visita en las que se aprecian sus datos de contacto en una cara, y en la otra una selección de distintas fotos con diversas caracterizaciones, sirviendo así esa tarjeta de “mini book”.

Actualmente, Adrián comparte actividad con otra cuenta más centrada en gaming y reviews para la que también he realizado motion graphics: AdriVereda Gamer.